LUEGO DE LAS POLÉMICAS DECLARACIONES del alcalde de Chilchotla, Puebla, el director de Riesgos Sanitarios de la Secretaría de Salud de Veracruz, Samuel Ferrer, desmintió y dijo que el agua que llega a Xalapa está completamente limpia y que diariamente es monitoreada al llegar a la capital veracruzana desde Quimixtlán.