DICEN QUE EN POLÍTICA hasta un gesto mínimo puede implicar un mensaje. Y ya no se diga una comida. Por eso muchos se pusieron a hacer cábalas sobre el significado de que el gobernador Javier Duarte fue hoy a comer a El Cacharrito del Puerto de Veracruz y se hizo acompañar de los alcaldes Ramón Poo y Américo Zúñiga y los diputados electos Alberto Silva Ramos y Erick Lagos. ¿Qué habrá querido mandar a decir el joven mandatario?