Tal como lo había anunciado previamente, este martes el portal de internet

www.animalpolitico.com publicó la primera parte de un amplio reportaje sobre las

presuntas “empresas fantasmas” que en la presente administración estatal habrían sido

creadas por funcionarios del gobierno del estado de Veracruz, las cuales, entre los años

2012 y 2013, recibieron 73 contratos por casi 645.7 millones de pesos “para la adquisición

y distribución de bienes que, en el papel, serían destinados a personas en situación de

pobreza, damnificados por desastres naturales, niños y ancianos”, pero de los que la

publicación asegura que “no hay constancia de que fueran entregados”.

Y aunque el gobierno estatal, a través de la Coordinación General de Comunicación Social,

reaccionó de inmediato respondiendo que “la tesis del trabajo periodístico en el sentido que

existen empresas que recibieron recursos públicos sin cumplir con el servicio o servicios

correspondientes es absolutamente falsa”, lo cierto es que la investigación del diario digital

dejó sembradas algunas dudas y sospechas que inclusive podrían repercutir indirectamente

hasta en el Órgano Público Local Electoral (OPLE), donde casualmente ya fueron

destituidos entre enero y mayo de este año dos Secretarios Ejecutivos –primero Víctor

Moctezuma Lobato y luego Héctor Alfredo Roa Morales– porque los magistrados de la

Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación determinaron que,

entre otros requisitos, no contaban con buena reputación.

Y es que, además de otras dependencias del gobierno del estado, la investigación

periodística de Animal Político señaló que la Secretaría de Protección Civil –en la que hasta

el año pasado colaboró como Director General de Prevención de Riesgos José Alejandro

Bonilla Bonilla, quien a principios de septiembre de 2015 fue designado consejero

presidente del OPLE Veracruz con diez votos a favor de los 11 miembros del Consejo

General del Instituto Nacional Electoral (INE)– entregó en 2013 nueve contratos a cuatro

“empresas fantasmas” de esta misma red de funcionarios duartistas por un total de 29

millones 628 mil 120 pesos.

El diario digital afirma que “en todos los casos fueron adjudicaciones directas para la

adquisición de despensas, cobertores, colchonetas o kits de limpieza”.

“Entre ellas está Comersil, que recibió de esta dependencia (Secretaría de Protección Civil)

tres adjudicaciones para la compra de despensas para damnificados por 12 millones 750 mil

pesos, y a la cual la Secretaría de Educación local le dio también dos contratos por

concepto de materiales didácticos.

“Los beneficiarios serían personas afectadas por las temporadas de lluvias o tormentas

tropicales. Sin embargo, a solicitud expresa, la dependencia reconoció que, tras una

‘búsqueda exhaustiva’, no existía ninguna lista donde se consignaran los nombres de los

beneficiados y que no podía confirmar quiénes recibieron los productos. Eso sí,

confirmaron que los contratos se pagaron”, consigna la publicación.

Pero un dato interesante en este asunto es que quien “firmó los nueve contratos que la

Secretaría de Protección Civil entregó en 2013 a la red de empresas”, fue una funcionaria

que actualmente despacha en el OPLE muy cerca de Bonilla: Zaide Del Carmen Zamudio

Corro, quien en la secretaría de despacho ocupó la jefatura de la Unidad Administrativa

hasta finales de 2015, cuando fue invitada al nuevo órgano electoral.

Antes de formar parte del gabinete del gobernador Javier Duarte, la funcionaria del OPLE

trabajó entre 2005 y 2009 en la administración del ex gobernador Fidel Herrera Beltrán

como contralora interna de las secretarías de Gobierno y de Seguridad Pública.

Actualmente Zamudio es Directora Ejecutiva de Administración del Órgano Público Local

Electoral de Veracruz, cuyo nombramiento, al igual que el de Bonilla, también fue criticado

por representantes de partidos de oposición, quienes denunciaron que se trataba de una

intromisión del gobierno de Duarte de Ochoa en el OPLE.

Inclusive señalaron que Zamudio aportó 37 mil 500 pesos a la coalición PRI-PVEM en el

proceso electoral federal de 2015, en el que la ex jefa de ella y de Bonilla, Noemí Guzmán

Lagunes, ex titular de la Secretaría de Protección Civil, fue candidata a diputada por el

distrito electoral federal de Coatepec, donde sorpresivamente ganó los comicios.

SE DESDICE ANIMAL POLÍTICO

Por cierto, este mismo martes, en respuesta a la carta aclaratoria que les envió el

coordinador general de Comunicación Social del gobierno del estado, Alberto Silva Ramos,

el diario digital se vio obligado a precisar que “el reportaje no afirma que el gobierno del

Estado no haya pagado los contratos” y que “tampoco menciona que el proveedor no haya

entregado al gobierno lo contratado, sino que los beneficiarios para quienes iban dirigidos

no los recibieron o no se entregó una constancia vía transparencia a Animal Político de ello,

como se solicitó oportunamente”.

Lo anterior contradice el planteamiento previo de que el Gobierno de Veracruz haya

“desaparecido” 645 millones de pesos, que supuestamente fueron entregados a “empresas

fantasmas”.

En este sentido, el gobierno estatal reiteró que hasta el momento no existen señalamientos

por parte de la Contraloría General del Estado o del Órgano Fiscalizador Estatal como

irregular o con daño patrimonial, toda vez que cada una de las inconsistencias observadas

han sido solventadas en tiempo y forma.

En respuesta a la carta aclaratoria enviada por el vocero Silva Ramos, el mismo portal

indica que en su reportaje “no hace ninguna referencia –ni en esta ni en las entregas

posteriores– respecto a que el RFC de las compañías esté inactivo, ni que no contaran con

la documentación al momento en que fueron contratadas. En el papel las empresas existen,

pero las sedes donde dicen están ubicadas, no. Tampoco quienes aparecen en el papel como

socios de estas compañías, aceptan serlo”.

Fue el mismo director de la empresa periodística, Daniel Moreno, quien con el periodista

Ciro Gómez Leyva por la mañana de este martes, admitió que ese es papel del Servicio de

Administración Tributaria (SAT) o de los órganos auditores. Lo anterior no es tarea

correspondiente al Gobierno de Veracruz.

De igual manera, Animal Político indicó que desde la semana pasada “entregó toda la

información de este reportaje al Gobierno de Veracruz en espera de una respuesta”, cuando

en realidad consta en correos electrónicos que entregaron parcialmente la información y

pidieron solamente un posicionamiento oficial.

REVELAN OTRA MANSIÓN DE YUNES

Una investigación periodística de la revista “Proceso” dio a conocer este martes ¡otra

residencia del candidato del PAN-PRD, Miguel Ángel Yunes Linares, ésta ubicada en

Cuernavaca!.

Según documenta la publicación, se trata de una mansión de más de mil metros cuadrados

de terreno ubicada en la calle Privada de Tepeyahualco, en el Barrio de Palmira, una de las

mejores zonas de la llamada Ciudad de la Eterna Primavera, la cual adquirió en más de 5

millones de pesos en 2007 junto con Sandra Alicia Ortega Rivas, su amante y eterna

colaboradora, quien en ese momento fungía como delegada del ISSSTE en la zona norte de

la Ciudad de México.

Sí, la misma mujer que la semana anterior vino a desmentir que el panista haya abusado

sexualmente de su hija, como declaró al portal SDPnoticias.com una víctima del empresario

pederasta Jean Succar Kuri, actualmente recluido en Cancún, Quintana Roo, donde purga

prisión vitalicia por corrupción de menores.