El romance de Yunes Linares

Abrazos, cariño, afecto, esperanza, confianza y mucha fe impregnan a Miguel Ángel Yunes Linares en cada encuentro con una mujer, con un señor, con un joven, con un reportero, con un músico… con cualquier veracruzano que se topa con él en el Museo de Antropología… el Gobernador electo trae de un ala a Veracruz…

II

Llego cinco minutos antes de las 10:20 horas. Una joven pregunta: “¿Prensa?” A mi respuesta afirmativa me dice: “pase de este lado, con Elías (Assad Danini)…”, pero sirvió para lo mismo… así que decido moverme por mi cuenta, como todos los demás, justo cuando veo venir a Miguel Ángel Yunes Linares que parece no cansarse de saludar a todo mundo que se le cruza en su camino, sea para el apretón de manos, sea para la selfie, sea para entregarle algún documento… es entonces cuando aparece Índira Rosales San Román, la Jefa de Oficina enfundada en un vestido negro, quien se encarga de atender a esas personas. Mientras, el Gobernador electo sigue transitando entre manos, abrazos, saludos y por qué no, la foto del recuerdo con Tlen-Huicani. Tras ello, agarró camino para dirigir su mensaje en la instalación de su Comité Rector del Plan Veracruzano de Desarrollo 2016-18 en el Museo de Antropología de Xalapa.

III

Veo a Luis Ponce Jiménez, hace más de 18 años era titular de Desarrollo Urbano en el gobierno de Patricio Chirinos… por ahí está Raciel Martínez, Coordinador de Comunicación Social de la UV, luego entonces, cerca debe de estar la rectora. Sí, a menos de dos metros ahí estaba. Me dicen que llegó temprano como también Miguel Ángel Yunes y estuvieron platicando largo y tendido en la entrada del Museo.

Figuras como Sergio Obeso Rivera, Alfredo Chedraui, Francisco Montfort Guillén, además de Sara Ladrón de Guevara, junto con los hijos del Gobernador electo, formaban la primera fila de este evento.

Ahora sí, dijeran, como “huevito de perro”, ¡hasta atrás! sentadito, cerca de una bocina rodeada de reporteros, Guillermo Heitler Aroeste, esposo de la rectora, quien se mordía las uñas, mientras los discursos habían iniciado.

El alcalde de Papantla, Marcos Romero Sánchez, perredista, cotorreando con Daniel Olmos, su homólogo pero de Emiliano Zapata. Discreta, a poca distancia, Blanca Lima Quiroz, coordinadora de Nuestra Belleza Papantla y alguna vez representante como tal de ese volador municipio. Se acerca un fotógrafo y no le cae en gracia al alcalde papanteco la gráfica.

Abel Cuevas Melo acaba de llegar… “me dijo Mony (Villa, su esposa) que había evento acá y me salí del curso”, que está tomando en el Orfis. Las edecanes se hicieron presentes para callar la charla pero no sólo la nuestra, sino de todos los que de un modo u otro, grillaban.

IV

Angélica Méndez Margarita, alcaldesa de Mixtla de Altamirano, llamó la atención por dos detalles: Uno) Su atuendo, muy hermoso, propio de la sierra de Zongolica; dos) que a pesar de que el 90 por ciento de la población de su municipio se encuentra en pobreza, al menos a ella le alcanza para despreciar sus raíces… del cabello… lo trae pintado de rubio…

Francisco Montfort fue el tema de discusión… bueno, no tanto él como su discurso, pues al menos para Goyo Chedraui y José Antonio Menéndez aseguraban que era tan bueno, pero tan bueno, que el segundo afirmaba que era como si hubiera estado en su clase “aunque eran muy largas las citas”.

Hubo otros que aseguraban que a pesar de ser bueno, fue muy largo que pudieron dormir a algunos espectadores y en el celular mostraban la foto “pero no se ve porque está oscuro”.

V

Son las 11:18… a lo lejos se ve la inconfundible figura de Cinthya Lobato. Pues sí, mientras la próxima diputada “pluri” va llegando, los amigos discapacitados deciden retirarse antes de que concluya el evento.

Por supuesto, Cinthya no fue la única que llegó tarde… también Ernesto Aguilar Yarmuch y Eduardo Elizondo del Ángel se aparecieron por allí… “dos yunistas… ¿de qué Yunes? ¡Da igual! ¡Pepe, Héctor o Miguel Ángel!… son dos yunistas”, bromeaban quienes los vieron.

Mientras concluía Yunes Linares su discurso, considerado por muchos, uno de los mejores que ha pronunciado tras el cinco de junio, salía del Museo el alcalde de Papantla… seguido de la joven Blanca Lima… Lima es su apellido. Por allí, arrinconado, sin hacer ruido, Clemente Condado Mortera, de la vieja guardia perredista de Acayucan.

Dos vecinos de Puerto México: Gonzalo Guízar Valladares (PES) y Edel Alvarez Peña se apresuran a salir. Los hermanos Manterola Sáinz, Mariely y Pedro aparecieron al igual que Jorge Flores Lara, de los perredistas más cercanos a Miguel Ángel Yunes Linares.

El Gobernador electo volvió a saludar a los presentes y ocupó la cabeza colosal que da la bienvenida al interior del Museo de Antropología, como fondo para tomarse fotos… por supuesto, ¡hubo que hacer un sacrificio a los Dioses! ¡el sacrificado fue Marco Antonio Núñez, “El Choriqueso”!, quien perdió el piso al pie de la cabeza olmeca y tuvo que ser rescatado por el mismo Yunes Linares.

VI

Miguel Ángel Yunes vive un romance… abrazos, saludos, afecto, cariño, respeto, selfies, fotos grupales, solicitudes y confianza, de eso se impregna el choleño. Por eso, cuando señala que en Veracruz se viven malos tiempos, tiempos de pobreza, de inseguridad, de crisis financiera, de crisis social, pero sobre todo, tiempos de una profunda crisis de moral pública, de corrupción y mal gobierno, hace una propuesta a la sociedad, “que todos hagamos el compromiso de salir de la crisis; que todos nos apoyemos para salir adelante, y que con el concurso también de todos, restauraremos la libertad, la justicia, la seguridad, la honestidad y el progreso en Veracruz”… sí, hoy por hoy, Yunes Linares y la sociedad viven una luna de miel…

smcainito@nullgmail.com