@JournalVeracruz En Oaxaca la CNTE ni picha, ni cacha, ni deja batear. No deja que los comerciantes y empresarios hagan su chamba, pero los profesores dicen que luchan para no perder su trabajo. No dejan tampoco las calles, pero marchan por seguir en sus aulas. Mientras, la papa se calienta y se la avientan de un lado a otro, hasta que explote en la cancha de alguien.