Raymundo Jiménez

Al igual que maniobró en su propia sucesión estatal de 2011 para asegurar la permanencia del PRI en la gubernatura del Estado de México, ahora el presidente Enrique Peña Nieto parece estar decidido también a operar con todo para evitar entregar el principal bastión priista del país a la oposición, una derrota que amenazaba entonces con descarrilar su candidatura presidencial en 2012 y que el año próximo, obviamente, surtiría el mismo efecto para el delfín de su gabinete que busca impulsar en 2018.

Y es que hace seis años, en la víspera de la elección mexiquense, Peña Nieto no sólo consiguió evitar que el PAN realizara alianzas electorales en el Estado de México en 2011 –a cambio de que el presupuesto federal fuera aprobada en el Congreso de la Unión por la diputación priista, según acuerdo convenido entre el dirigente de Acción Nacional, César Nava, y la lideresa del PRI, Beatriz Paredes Rangel, teniendo como testigo de honor al secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, quien renunciaría a la SEGOB a mediados de julio de 2010–, sino que además tuvo que sacrificar las aspiraciones de su primo Alfredo del Mazo Maza, a la sazón alcalde de Huixquilucan, para nominar al popular munícipe de Ecatepec de Morelos, Eruviel Ávila Villegas, quien encabezaba todas las encuestas y era apoyado por la poderosa lideresa magisterial Elba Esther Gordillo, el cual amenazaba con postularse por la oposición si el tricolor no lo abanderaba.

Este antecedente parecía colocar como favorito para la sucesión de 2017 a Del Mazo Maza, sin embargo al ex director de Banobras y actual coordinador de los diputados federales priistas del Estado de México se le están atravesando otros miembros de su propia familia, y hasta los ahijados políticos de algunos allegados al presidente Peña, quien sin duda será el gran elector.

Este lunes, por ejemplo, se “autodestapó” el titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Ernesto Javier Nemer Álvarez, quien hace apenas seis meses se divorció de la diputada federal Carolina Monroy del Mazo, actual secretaria general del CEN del PRI y aspirante a la gubernatura mexiquense.

Nemer Álvarez estuvo casado 30 años con la prima de Peña Nieto y de Alfredo del Mazo Jr., con la cual procreó tres hijos.

En una amplia entrevista concedida al diario capitalino El Universal, el titular de la Profeco dijo que aunque el PRI no ha definido aún su método de selección del candidato a la gubernatura, él se comprometía por adelantado a ser disciplinado en caso de no resultar favorecido en la contienda interna.

Y cuestionado sobre la posible alianza entre el PAN y el PRD, Nemer reconoció que debe ser un tema a tomar en cuenta por su partido, pero confía en que ambos rivales no puedan contra la fuerza del PRI, ya que “el Estado de México es distinto” y cree que ganarán los resultados hasta ahora obtenidos por la administración del gobernador Eruviel Ávila.

Sin embargo, ha trascendido que el “fuego amigo” está subiendo de intensidad conforme se acerca la fecha del proceso interno para definir al candidato priista.

Casualmente, el más damnificado es el hijo del ex gobernador y ex presidenciable Alfredo del Mazo González, al que Peña Nieto sacrificó hace seis años en aras de no arriesgar su proyecto presidencial y a quien aparentemente ahora buscaría reivindicar.

Por eso se deduce que no pudo ser casual que este sábado 8 de octubre, funcionarios federales, entre ellos Francisco Guzmán, Jefe de la Oficina de la Presidencia, entregaran precisamente en Huixquilucan despensas de Diconsa y monederos electrónicos con 2 mil 750 pesos de saldo, a miles de beneficiarios procedentes de varios municipios mexiquenses, y que en la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) Peña Nieto haya colocado recientemente como titular a su compadre Luis Enrique Miranda Nava, con el cual vinculan a Carlos Iriarte, presidente del Comité Directivo Estatal del PRI y aspirante también a la gubernatura del Estado de México, a quien le achacan el golpeteo contra Del Mazo Maza.

Para salvar este bastión electoral que será clave para el PRI en la sucesión presidencial de 2018, Peña Nieto y el gobernador Ávila están aplicando la misma filosofía política que en Veracruz guió al pragmático ex gobernador Fidel Herrera Beltrán y que continuó al pie de la letra su sucesor en el gobierno de la entidad, lo que al final de este sexenio representó uno de los factores de la bancarrota en que actualmente se encuentran las finanzas públicas del estado. “Todo en política, lo que se puede comprar con dinero, siempre sale barato”, es la frase que sus cercanos le atribuían al ahora cónsul de México en Barcelona desde su época de legislador priista, cuando maletín en mano corrompía a los opositores en el Congreso de la Unión.

Y es que en el Estado de México, la ex candidata presidencial del PAN, Josefina Vázquez Mota, quien encabeza todas las encuestas para la gubernatura, habría sido cooptada por el gobierno de Peña Nieto, pues según la agrupación Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad,  la administración federal priista ha fondeado su organización “Juntos Podemos”, de apoyo a los migrantes mexicanos en Estados Unidos, con 900 millones de pesos en los últimos dos años. ¡No cocol!

 

LOS YUNES, UNIDOS

Este martes 11, a partir de las 16:00 horas, las comisiones unidas de Anticorrupción y Participación Ciudadana y de Justicia de la Cámara alta del Congreso de la Unión, que presiden respectivamente los senadores veracruzanos Héctor Yunes Landa, del PRI, y Fernando Yunes Márquez, del PAN,  harán comparecer a cada uno de los candidatos propuestos por las instituciones de educación superior y de investigación, así como por las organizaciones de la sociedad civil especializada, de los cuales se habrán de elegir los nueve integrantes de la Comisión de Selección que designará al Comité de Participación Ciudadana del Sistema Nacional Anticorrupción, y que será sometido a votación del Pleno en la sesión del próximo jueves 13 de octubre.

Según explicó el priista Yunes Landa, cada candidato propuesto tendrá 15 minutos para exponer ante los senadores que integran las comisiones unidas, y en caso de que alguno no esté en posibilidad de hacerlo personalmente, por causa justificada, tendrá la opción de comparecer mediante videoconferencia.

El miércoles 12, desde las 9:00 horas, continuarán las comparecencias al término de las cuales las comisiones unidas de Anticorrupción y Participación Ciudadana y de Justicia presentarán a la Junta de Coordinación Política la lista de los candidatos idóneos a integrar la Comisión de Selección, cuatro de ellos postulados por las organizaciones de la sociedad civil especializada y cinco por las instituciones de educación superior y de investigación.

Las comparecencias de los candidatos propuestos serán públicas y transmitidas por el canal de Congreso.

La Junta de Coordinación Política, con base en la lista de candidatos idóneos de comisiones unidas, elaborará el Acuerdo para nombrar a los nueve integrantes de la Comisión de Selección –Comisión que designará al Comité de Participación Ciudadana del Sistema Nacional Anticorrupción– y dicho Acuerdo se someterá a la aprobación del Pleno, en la sesión del próximo jueves.